¿Qué es el PLSD?
Categoría: News

¿Qué es el PLSD?

El Partido Liberal Social Demócrata nace el 17 de diciembre de 2011 en Sevilla, fundado por profesionales liberales y empresarios de toda España, impulsado por la necesidad de encontrar una nueva manera de hacer política, que sea más idónea para el mundo del siglo XXI; un mundo que se ha hecho pequeño, globalizado, informatizado, tremendamente competitivo, rápidamente cambiante, y que en muchos aspectos sufre el estrés de la saturación poblacional y las tensiones derivadas de un cambio tecnológico constante, una limitación de los recursos naturales y sobretodo de los recursos energéticos, la incorporación de media humanidad (la China, la India, los países emergentes) al mundo desarrollado.

  • Tweets PLSD

    Accede directamente a un resumen semanal de todos nuestros Tweets en la Red

  • Redacción PLSD

    Articulos publicados por la redacción del PLSD. Algunos de estos articulos son también aportaciones de colaboradores o simpatizantes del PLSD

  • Documentos PLSD

    Documentos creados por el PLSD pra su difusión y debate

¿Qué es el PLSD?

El Partido Liberal Social Demócrata nace el 17 de diciembre de 2011 en Sevilla, fundado por profesionales liberales y empresarios de toda España, impulsado por la necesidad de encontrar una nueva manera de hacer política, que sea más idónea para el mundo del siglo XXI; un mundo que se ha hecho pequeño, globalizado, informatizado, tremendamente competitivo, rápidamente cambiante, y que en muchos aspectos sufre el estrés de la saturación poblacional y las tensiones derivadas de un cambio tecnológico constante, una limitación de los recursos naturales y sobretodo de los recursos energéticos, la incorporación de media humanidad (la China, la India, los países emergentes) al mundo desarrollado.

El paso de un sistema geopolítico y militar esencialmente unipolar a uno multipolar todavía por consolidarse, los conflictos con el Islam y en Medio Oriente, la fatiga del sistema capitalista que todavía no parece haber encontrado fórmulas para evitar crisis cíclicas del sistema económico y financiero o para armonizar la economía productiva con la economía especulativa, los importantes cambios sociales en estructuras como por ejemplo la familia a raíz de la incorporación plena de la mujer al mundo laboral y su emancipación, los cambios en los valores y actitudes religiosos en un mundo crecientemente laico, el deterioro del clima y del medio ambiente, y muchos otros motivos.

Pero sobretodo el Partido Liberal Social Demócrata nace de la necesidad en España y en Europa de encontrar nuevas formas de hacer política para defender las instituciones democráticas, mantener y perfeccionar la separación entre los poderes preconizada por la Ilustración, perfeccionar la regulación de la Economía y del Mundo Financiero para que el poder del dinero no sea superior al poder del pueblo, entendido como el conjunto de ciudadanos libres, y proteger los aspectos más positivos del llamado ‘estado del bienestar’ sin menoscabo de la competitividad económica o nuestra prosperidad.

La España actual se encuentra sumida en una gravísima crisis económica y social y

necesita nuevas formas de hacer política y nuevos argumentos políticos.

También necesita evitar caer en la tentación de la demagogia, el populismo, los extremismos políticos o los falsos profetas. Tenemos que reconocer que la situación es COMPLEJA y buscar soluciones que pueden parecer complejas pero que tienen que ser sencillas en lo esencial y comprensibles por los votantes. A pesar de que lo pueda parecer, el pueblo NO ES ESTÚPIDO.

España tiene, como aspectos muy positivos, una ya consolidada democracia, una plena integración en estructuras políticas como la Unión Europea y militares como la OTAN, unas por regla general excelentes infraestructuras (carreteras, ferrocarriles, aeropuertos, edificios de uso público como escuelas, universidades, hospitales, museos, salas de congresos, etc), una moneda común con el núcleo de la UE (el Euro), y unos recursos humanos generalmente bien formados y preparados.

Como cosas negativas, España tiene casi el 25% de paro oficial, un 60% o más de jóvenes bien formados que no encuentran trabajo, un desequilibrio en los recursos de la Seguridad Social (de 47 millones de habitantes, actualmente sólo unos 17 millones están en activo y cotizando para mantener al resto), y unos modelos educativos (enseñanza obligatoria y universitaria), productivos (tejido industrial en grave crisis y recesión, falta de solvencia y de rentabilidad del sistema de I+D), un aparente colapso de la Justicia (técnicamente anticuada además de ineficiente),

un modelo de estado (de las CCAA) que ha permitido una estabilidad política desde la Constitución de 1978 pero que ahora es cuestionado por opciones centralistas o en el otro extremo independentistas, y un sin fin de interrogantes sobre casi todos los aspectos de nuestra sociedad y futuro, incluyendo temas éticos, morales y religiosos.

Entendemos que el Partido Liberal Social Demócrata no sólo es oportuno, por la coyuntura que acabamos de resumir, si no que es necesario para dar a España un futuro mejor.

El PLSD es:

Azul: en lo económico y cultural.

Es decir de centro-derecha en terminología Clásica.

Para repartir, primero hay que generar. Es nuestro objetivo revitalizar nuestro tejido productivo, haciendo especial hincapié en las pequeñas y medianas empresas, que son las que dan trabajo al 80% de los ciudadanos en España.

La administración debe ayudar a los empresarios a reducir costes fijos en estas empresas (si precisa, reduciendo impuestos innecesarios y contra producentes, agilizando trámites, liberalizando ciertas regulaciones y limitaciones excesivas), abriendo y potenciando mercados externos, estimulando la concesión de créditos para las empresas que se lo merezcan, emulando modelos de otros países que han tenido éxito, apostando por la iniciativa, el talento, la perseverancia, el trabajo, y clarificando lo que de verdad son derechos de lo que son o han sido privilegios y en algunos casos abusos. Racionalizando áreas como la inmigración. Agilizando la justicia.

Rojo: en lo social , es decir en el modelo educativo , sanitario, y de protección de los ancianos y discapacitados.

La solidaridad entre sanos y enfermos, entre jóvenes y ancianos, entre los más ricos y los más pobres ha sido para España, y otros países de la UE, una fuente de estabilidad social, progreso e incluso de prosperidad y oportunidades de trabajo. No vamos a renunciar a ellas para volver atrás, o para meternos en una aventura sin final conocido simplemente impulsados por una situación económica y financiera que creemos puede y debe solucionarse de otra manera más justa e inteligente.

Finalmente la Play en amarillo , no sólo identifica a nuestro estado como una nación de naciones (España). También denota la fuerza de la Democracia, que tanto costó conseguir y que ahora no queremos ni perder ni congelar.

La Democracia viva, inteligente, libre y justa, trabajadora, honrada que debe de ser el reflejo de un pueblo vivo, inteligente, libre y justo, trabajador, honrado.

Azul: Cerebro

Rojo: Corazón.

Es evidente que estos dos colores que son atributos simbólicos esenciales de nuestro partido pueden generar TENSIÓN pero con criterio y coherencia no tienen porque generar CONTRADICCIÓN.

Al contrario, la tensión genera energía DIALÉCTICA. Esto nos permite un Método de Análisis Político propio.

Se llama MÉTODO (del griego meta (más allá) y hodos (camino), literalmente UN camino o vía para llegar más lejos, al modo ordenado y sistemático de proceder para llegar a un resultado o fin determinado.

En nuestro caso, este método permite un análisis dialéctico de cualquier problema político, que primero se examinará con el ROJO (de corazón o sentimiento), y luego con el AZUL (de cerebro y racionalidad) .

Finalmente se llegará por debate interno a una Síntesis que permita tener posiciones firmes y propias ante cualquier problema o situación política. Ejemplos posibles: todos, desde los socialmente más controvertidos temas – como el aborto, los toros, los nacionalismos separatistas o españolistas e independentismos, etc – a temas más técnicos – como los impuestos, los modelos de gestión públicos, las infraestructuras, los programas de desarrollo, etc…

Aprender rápidamente de los ciudadanos y de nosotros mismos representa indudablemente una herramienta muy positiva en un mundo cambiante que necesita de mecanismos rápidos e inteligentes de adaptación. Por una España Federal en una Europa Federal.